salud datos pacientes

Es difícil para los pacientes compartir sus expedientes médicos, especialmente entre hospitales, a pesar de los esfuerzos de los últimos años para hacerlo más fácil, lo que supone un gran problema por varias razones: hace que sea más difícil para el ciudadano acceder a atención médica de la más alta calidad y los nuevos pacientes son extraños, ya que el personal sanitario no sabrá si padecen una alergia o cualquier otra enfermedad. Algunas de las compañías de tecnología más grandes del mundo están emprendiendo un nuevo esfuerzo para solucionarlo y tienen una buena razón para hacerlo, ya que la falta de estándares abiertos en torno a los datos de salud es una gran barrera.

Durante el mes de agosto, un grupo de gigantes tecnológicos, incluidos Alphabet, Amazon, IBM, Microsoft y Salesforce, se reunieron en Washington D.C., concretamente en la conferencia Blue Button 2.0 Developer, en la que propusieron un conjunto común de estándares y se comprometieron a crear productos que solucionen la problemática.

Mediante una declaración conjunta, las tecnológicas se comprometen a eliminar las barreras para la adopción de tecnologías que fomenten la interoperabilidad de la atención médica, en particular las habilitadas a través de la nube y la inteligencia artificial: “compartimos una búsqueda común para desbloquear el potencial de los datos de atención médica y ofrecer mejores resultados a un costo menor”.

Para abordar el problema, estas compañías proponen construir herramientas destinadas a la comunidad de la salud, a través de un conjunto de estándares comunes que faciliten el intercambio electrónico de información relacionada con la salud.

Resistencia al cambio

Los órganos gubernamentales y el sector privado han tratado de solucionar este problema durante décadas, gastando miles de millones en el proceso, pero la mayor parte de la financiación se destinó a cambiar los sistemas basados ​​en papel por los electrónicos, dejando a un lado el intercambio de datos.

Existen fuertes sesgos económicos para mantener las cosas igual, ya que los creadores de software de historiales médicos líderes en el mercado, como Epic y Cerner, no tienen ninguna razón para abrir la puerta del mercado a estos potentes gigantes tecnológicos. Pero en el cuidado de la salud, a diferencia de la mayoría de los otros sectores, mantener la información atrapada dentro de un hospital o sistema de salud mata a pacientes vulnerables.

En todo caso, los expertos en salud se muestran de acuerdo con que este anuncio es un reconocimiento de que algo tiene que cambiar.