rehabilitación desde una plataformaDKV ha elegido la plataforma digital de telerehabilitación ReHub, de DyCare, como solución tecnológica para mejorar la asistencia a los usuarios de sus 1.400 centros de rehabilitación afiliados en toda España. Este nuevo servicio está activo ya en 15 centros, con la previsión de llegar a más de 100 en los próximos meses y extenderse a toda la red durante 2021.

Con esta plataforma, la compañía asegura la atención a todos los pacientes que necesiten rehabilitación y que no podrían ser atendidos a causa de la situación de pandemia. Con ella, además, refuerza su apuesta por la telemedicina y mejora la calidad de los servicios de rehabilitación y la experiencia de los usuarios, al ofrecer servicios de fisioterapia en cualquier ubicación.

“La telemedicina ha pasado de ser un complemento, allá donde había pocas alternativas asistenciales, a confirmarse como un modelo esencial de atención clínica, especialmente eficaz durante la crisis de la Covid-19”, ha explicado Julio Lorca, director de desarrollo de Salud Digital de DKV. Por su parte, Silvia Raga, CEO de DyCare Solutions, destaca que “la telerehabilitación posibilita que el paciente pueda continuar con su tratamiento en momentos en que es imposible mantener la distancia de seguridad”.

Programa personalizado de rehabilitación

La plataforma de telerehabilitación ReHub, desarrollada por DyCare, pionera en soluciones innovadoras para pacientes que sufren trastornos musculoesqueléticos, cubre todas las fases del proceso de rehabilitación, desde la primera visita hasta la total recuperación del paciente.  Hasta el momento, son más de 800 los pacientes que se han tratado con este nuevo sistema.

De cara al paciente, “ReHub aumenta su motivación y corresponsabilidad con el tratamiento, al sentirse más protagonistas de su mejora y evolución mientras realizan los ejercicios en cualquier lugar y momento”, comenta Raga. De este modo, se consigue una adherencia superior al 80%, una menor tasa de abandono y una mejor efectividad terapéutica, demostrada en validaciones clínicas.

Gracias a ReHub, el fisioterapeuta puede crear un programa personalizado de rehabilitación para cada paciente y hacer un control progresivo de su evolución con datos reales y objetivos, a medida que el paciente va realizando los ejercicios propuestos. El paciente y el profesional están siempre conectados a través de un chat o videollamada, reduciendo significativamente el síndrome de abandono del paciente y aumentando la motivación por seguir el tratamiento.