trak jon vital corres 750La necesidad de rehabilitación afecta a más de un tercio de la población, una cifra que excede con creces la disponibilidad de fisioterapeutas, siendo en España diez veces menor a la recomendada por la OMS. Este déficit se agrava al considerar que el 76% de los pacientes no lleva a cabo el ejercicio terapéutico necesario. Además, es importante destacar la presencia de pacientes crónicos con dolores persistentes, conocidos como «algias», los cuales representan una carga significativa para las aseguradoras. Es por ello por lo que la fisioterapia digital ha emergido como una de las principales tendencias en el ámbito de la salud digital, especialmente desde el inicio de la pandemia.

La introducción de la inteligencia artificial (IA) en la fisioterapia marca un hito significativo en la evolución de esta disciplina. La IA está revolucionando radicalmente la práctica fisioterapéutica al proporcionar herramientas avanzadas que no solo aumentan la precisión, sino también la eficiencia de los tratamientos. Mediante la utilización de modelos predictivos y analíticos, los especialistas pueden evaluar de manera más precisa las necesidades específicas de cada paciente, lo que les permite personalizar los programas de rehabilitación de manera óptima. Además, la IA desempeña un papel fundamental en el fomento del ejercicio domiciliario, ya que la visión computacional facilita a los pacientes mejorar su adherencia al tratamiento desde la comodidad de sus hogares.

Esta evolución se manifiesta en la creación de aplicaciones especializadas, colaboraciones intersectoriales, y la incorporación de nuevas tecnologías, así como la implementación de programas continuos de capacitación y evaluación. Estos avances están transformando no solo la forma en que se ofrece la atención fisioterapéutica, sino también mejorando significativamente los resultados clínicos. Además, colocan a los pacientes como participantes activos en su recuperación. Numerosos estudios respaldan la eficacia de la fisioterapia digital, demostrando que puede proporcionar resultados superiores incluso en comparación con la fisioterapia tradicional.

La creciente atención hacia la fisioterapia digital forma parte de un movimiento más amplio hacia la digitalización en el sector de la salud, motivado por retos globales como el manejo de enfermedades crónicas y el envejecimiento poblacional. La adaptación tecnológica continua, junto con la seguridad y privacidad de los datos de los pacientes, así como la integración eficaz de sistemas interoperables, son pilares fundamentales de este cambio. Estas tecnologías no solo permiten enfrentar los desafíos del sector de manera más eficiente, sino que también posibilitan tratamientos más personalizados y accesibles en el ámbito de la fisioterapia.

Historias de éxito en el ámbito de la fisioterapia digital

En Estados Unidos, empresas como Hinge Health o Sword Health están a la vanguardia de esta tendencia. Estas empresas, valoradas en más de mil millones de dólares, ofrecen millones de sesiones de fisioterapia a distancia. Esto no solo permite a las entidades aseguradoras reducir significativamente el coste por paciente, sino que también ofrecer una alternativa segura y clínicamente testada para recuperarse desde la comodidad de su hogar.

A nivel nacional, el impulso hacia la digitalización en la rehabilitación física es notable, como lo demuestran las historias de éxito de empresas líderes como Mapfre y Sanitas.

Mapfre ha implementado la fisioterapia con IA digital en todos sus centros médicos, lo que permite a los pacientes combinar la terapia desde sus hogares. Este enfoque ha resultado muy exitoso, con un 96% de los pacientes expresando su preferencia por recuperarse de manera híbrida. Por otro lado, Sanitas ofrece servicios de fisioterapia totalmente digitales a través de su aplicación BluaU, donde ha implementado Fisio Digital. Este sistema ofrece rutinas de ejercicios personalizados guiados por inteligencia artificial, lo que ayuda a los pacientes a prevenir futuras patologías y a recuperarse digitalmente sin necesidad de ser derivados a un centro médico.

Estos clientes, que han implementado el software de tele-rehabilitación TRAK, ilustran cómo la digitalización está propiciando avances significativos en la rehabilitación física, mejorando tanto la accesibilidad como la eficacia de los tratamientos y reduciendo significativamente los costes para la compañía. Además, la fisioterapia digital se convertirá pronto en una realidad para todas las compañías debido a su coste-efectividad, satisfacción de pacientes, y evidencia científica. Otras aseguradoras que se pueden beneficiar ampliamente de esta tecnología son las aseguradoras de tráfico para la estabilización de los latigazos cervicales.

TRAK ofrece tratamientos híbridos que combinan sesiones presenciales y remotas, asistidos por su algoritmo de IA que corrige y asiste a los pacientes desde la cámara de cualquier dispositivo móvil, ofreciendo tratamientos completamente digitales y protocolos personalizados de ejercicios diseñados para mantener y mejorar la salud de las personas. Estas innovaciones no solo mejoran la experiencia del paciente, sino que también optimizan los recursos disponibles, resultando en un ahorro de costes de tratamiento del 30%, mayor adherencia de los pacientes y hasta tres veces más productividad del equipo clínico.