tres disquetesEl 44% de las empresas ha sido víctima de un ciberataque en el último año y solo un 17% de los trabajadores ha sido consciente de que lo ha sufrido, según un informe sobre Ciberseguridad de InfoJobs.

Además, los ciberdelincuentes han aprovechado el auge del uso de sistemas digitales para redoblar su amenaza, haciendo necesario contar con un sistema óptimo de ciberseguridad que permita aprovechar el potencial del análisis de datos o la automatización adquiridos en los últimos tiempos con la digitalización en las empresas.

“Las organizaciones deben comprender los tipos de ciber-riesgos a los que se pueden enfrentar y prevenir las probabilidades de que ocurra. Existen multitud de ciberataques, que tendrán un impacto u otro en función de su naturaleza”, revelan fuentes de Deusto Formación. “La incapacidad que presentan la mayoría de las empresas para detectar y prevenir el robo de datos es un problema de seguridad muy alto, que debe solventarse”, exponen.

Claves para proteger la empresa de un ciberataque

Con el objetivo de que las empresas estén preparadas para disponer de planes internos de protección de datos y seguridad de la información, Deusto Formación destaca tres claves para que las empresas se protejan ante un ciberataque, y en caso de no haber podido evitarlo, poder minimizar su impacto a todos los niveles.

  • Medidas preventivas: se deben realizar tareas para identificar los activos vulnerables, definir un plan y protocolo de actuación, concienciar y formar al personal de ciberataques e implantar medidas técnicas.
  • Medidas reactivas: entre las que destacan determinar el valor del impacto del ataque, activar el protocolo expuesto, bloquear el ataque y sobre todo evitar su propagación bloqueándolo.
  • Medidas posteriores al ataque: investigar lo ocurrido, establecer acciones de comunicación y transparencia que solucionen posibles daños o recuperar tanto los sistemas como la información dañada.