ciber escudoLa correduría Jori&Armengol ha creado una división para que lleve exclusivamente temas relacionados con la ciberseguridad y los riesgos que enfrentan empresas tecnológicas: Jori&Tech. Según calculan, puede llegar a suponer entre un 10% y un 15% de su facturación en unos años. De hecho, en solo tres meses, esta nueva división ya les ha supuesto la entrada de una treintena de nuevos clientes.

El foco de esta división está puesto en un seguro que ofrece a las compañías un servicio de emergencia ante un ciberataque, protección legal por si el incidente implica una filtración de datos privados, por ejemplo, y la indemnización en caso de que se haya paralizado la actividad de la empresa, según informa El Periódico. Además, están explorando áreas como asegurar la minería de criptomonedas o incidentes que puedan derivarse de ejercer la telemedicina, entre otros.

También han creado un equipo específico y se han asociado con una empresa especialista en protección cibernética. De momento, en esta división trabajan solo tres personas que ya formaban parte del equipo, pero la idea es que la acaben conformando entre 7 y 8 profesionales.

La correduría, que gestiona unos 60 millones de euros en primas de seguros de unos 10.000 clientes, comenzó hace cinco años a ofrecer una póliza específica de ciberriesgos, “Es cierto que hace 10 años este riesgo no estaba en la agenda de las empresas, pero en los últimos 3 o 4 años la escalada de incidentes ha sido bestial, y nosotros ya estábamos preparados”, indica el director técnico de la firma, Marc Jori.