oportunidades sector aseguradorMe alegra enormemente encontrarme en el grupo de personas que cuando escucha o lee el término “incertidumbre” piensa en Schrödinger y no en frenazo, estancamiento o recesión.

Ni soy una amante de los gatos, ni la física cuántica ocupa mis horas laborales (aunque confieso que me obnubilan los matemáticos y físicos de primera mitad del siglo XX). Tampoco soy naíf. Me desconcierta la situación actual en términos de seguridad, economía, sociedad, ecología, riesgos sociales… y el devenir, “ciertamente incierto”, al que nos enfrentamos y que nos hace replantearnos nuestras bases y costumbres y nos obliga a no dar por sentado aquello de lo que disponemos y que no siempre valoramos como deberíamos.

Resulta incómodo, por supuesto, sin embargo, ningún avance ha surgido fruto del conformismo. Así que, enhorabuena, la incertidumbre y la negatividad alimentan el nerviosismo, pero también tienen un influjo de oportunidad para quien utiliza las lentes adecuadas.

La incertidumbre, motor de innovación

La ventaja de tomar la incertidumbre como una realidad cuántica es tener claro que se modifica al ser observada. Aunque en este caso concreto, prefiero aderezar la analogía física con un poquito de acción, más allá de la mera observación. El rasgo más fascinante de esos científicos locos que arriba he mencionado es su ansia por descubrir, de ir más allá, de pensar y desarrollar ideas que sonaban a ciencia ficción y han desencadenado cambios de lo más real y útil, hasta llevarnos al momento actual, para lo bueno y para lo malo. La incertidumbre, en definitiva, debería ser un motor de innovación.

Los propios consumidores, personas, reclaman la acción y buscan en las empresas y las instituciones cercanía y presencia, relevancia y un propósito firme y alineado con los retos del contexto. Desde luego que cumplir con estas atribuciones no es tarea sencilla si no se dispone una cultura transformacional y sin un ojo inquieto puesto en nuevos modelos de negocio, impulsados desde dentro o copilotados en el ecosistema a través de alianzas o inversión.

Personalmente, veo dos pilares claros que impactarán en el futuro de cualquier compañía, con desigual peso según la actividad, pero con el claro foco en sus clientes: la longevidad (la persona) y la transición ecológica (su entorno). Los dos pilares residen sobre multitud de tendencias subsidiarias, como si de una pirámide se tratase:

  • En la base están las personas: propósito, diversidad e inclusión, cultura, preparación, ética…
  • En un siguiente nivel los recursos: datos, IA, robotización, ciberseguridad, entornos digitales…
  • En un siguiente nivel se ubica el entorno (y su preservación): energía, movilidad, conservación de flora y fauna, producción y consumo responsable, protección climática, incursión espacial…
  • Para finalizar en la longevidad: salud (prevención y tratamiento), genética, protección económica, protección social…

qué impactará en las empresas

Aspirando al éxito

Si aspiramos al éxito, no debemos plantearnos cómo encajamos los pilares y tendencias en nuestra propuesta de valor actual, pidiendo al equipo de marketing que sea creativo con los “claims”, o volviéndonos locos digitalizando sin simplificar, o pensando que venderemos seguros como juguetes en Navidad porque suenan a moderno y el SEM lo aguanta todo, o poniendo a actuarios y diseñadores de producto a añadir add-ons como parches en una chaqueta ochentera, o montando todo un departamento de datos a producir sin que negocio sea el claro impulsor de los casos de uso…

Esto va de enfocar esa nueva realidad caótica y sublime, que se antoja cada vez más especialista y, sin embargo, derriba muros departamentales y sectoriales. No solo el qué, sino también el cuándo y el con quién nos permitirán estar presentes y ser relevantes, manteniendo la coherencia, con el propósito de acompañar en una larga y saludable vida y en un entorno protegido que anime a disfrutarla.

Insurtech y seguros digitales

Para entender la nueva realidad que atañe al Seguro, INESE Insurance School y la Universidad Camilo José Cela han puesto en marcha el curso ‘Experto en Insurtech y Seguros Digitales’, ofreciendo una visión completa de todas las herramientas innovadoras y disruptivas que se emplean en la actividad insurtech.


INESE_Cristina_VilaSobre el autor del contenido

Cristina Vila es Senior Advisor, mentora y formadora.