insurtechLa financiación de capital de riesgo en insurtech ha experimentado una caída significativa, cerrando el primer semestre de 2023 con una inversión de 2.400 millones de dólares, un 45% menos que en el mismo período del año anterior y alcanzando cifras similares a 2018 (1.800 millones de dólares).

Las insurtech en etapas más avanzadas (Series C) han sufrido la mayor caída, con un 62% menos en comparación con su máximo histórico, mientras que las que se encuentran en etapas intermedias (Series B) han experimentado una disminución del 43%, y las que de etapas tempranas (semilla o Series A) han logrado paliar la caída en un 29%.

Así lo revela el informe ‘The State of Global Insurtech’ elaborado por Dealroom.co, Mundi Ventures, Mapfre, NN Group y Generali, y que destaca que la inversión en insurtech representa una oportunidad de mercado de 7 billones de dólares, aunque no ha logrado atraer la misma inversión que otros sectores, como el de alimentación o salud. Un ejemplo que se cita en el informe es el del sector de la movilidad o los servicios financieros, que aun con menos espacio de oportunidad, han recibido 5 y 10 veces más financiación.

Daños centra la mayor inversión del mercado insurtech

Para Javier Santiso, CEO y socio general en Mundi Ventures: “En medio de una racionalización del mercado global, la innovación insurtech emerge como una gran oportunidad para los inversores. Existe una oportunidad significativa de encontrar innovaciones asombrosas en el sector asegurador, algo que vemos que se está comparando erróneamente con la primera gran oleada de insurtechs disruptivas. Hemos sido testigos de una importante racionalización del mercado, incluidos periodos de tipos de interés negativos, que ahora ha provocado una corrección en los mercados tecnológicos. El entorno actual es mucho más favorable para los inversores, con valoraciones que vuelven a niveles normales y tiempo suficiente para realizar DD”.

Además, añade que “dado que los fondos de capital riesgo centrados en la tecnología poseen más de 300.000 millones de dólares en dinero disponible para invertir o ‘dry powder’, prevemos un resurgimiento de la ultraliquidez. Este influjo de capital no sólo mejorará la dinámica del mercado, sino que también desbloqueará multitud de oportunidades de inversión adicionales”.

Por su parte, Joan Cuscó, director global de Transformación de Mapfre, señala: “Aunque la inversión se ha enfriado en el panorama del capital riesgo en general, las ‘buenas’ startups siguen cerrando importantes rondas de financiación. También hay que señalar que las aseguradoras aún tienen mucho margen para adoptar soluciones insurtech que estén listas para desplegarse a escala. Esto crea una enorme oportunidad para sacar el máximo partido a las startups insurtech que ofrezcan soluciones de automatización de siniestros y pagos la suscripción y la tarificación. La transformación del sector es imparable”.

Según el informe, el mercado insurtech se ha centrado principalmente en seguros de daños, atrayendo más del 60% de la financiación, especialmente en ciberseguros y seguros comerciales, de hogar y automóviles. El seguro de vida ha recibido menos inversión en comparación con el seguro de salud y daños.

Los ciberseguros son la oportunidad para las insurtech

La eficiencia operativa es una necesidad en el sector y las insurtech están impulsando cambios en toda la cadena de valor mediante la distribución, automatización de reclamaciones, gestión de fraudes, pagos y producto y suscripción.

Los seguros embebidos están consolidándose gracias a la inversión y al aumento de proveedores de infraestructura. El seguro abierto (‘open insurance’) ha demostrado beneficios tanto para los consumidores como para las aseguradoras, pero requiere estandarización y flujos de datos para lograr transparencia.

Tecnologías como la IA se llevan usando tiempo en el sector, con impacto en diferentes áreas. Las IAs generativas, como ChatGPT, también abren nuevas puertas, aunque aún se desconoce qué procesos se verán más afectados por ellas. Los casos de uso más inmediatos de estas IAs son los procesos orientados al cliente. Otras aplicaciones también pueden estar asociadas a la automatización de reclamaciones y la detección de fraudes.

Los seguros desempeñan un papel clave tanto en la mitigación del cambio climático como en la adaptación al mismo, los riesgos mundiales más graves en la actualidad. Si hablamos de otros riesgos emergentes, como es el caso de la ciberprotección, los ciberseguros son determinantes en el ecosistema de la ciberseguridad y una oportunidad para las insurtechs.

Mayor inversión en Estados Unidos y mayor crecimiento en Asia

En términos de inversión por región, Estados Unidos lidera en 2023 la inversión en insurtech con 1.200 millones de dólares, mientras que Asia es el territorio con mayor crecimiento, con un aumento del 58% en el primer semestre en comparación con el mismo período del año anterior.

En Europa, Reino Unido (178 millones de dólares), Alemania (61 millones de dólares) y Francia (34 millones de dólares) atraen el 80% de la financiación. Italia, Países Bajos y Estonia se sitúan a la cabeza en crecimiento de rondas de financiación de startups en fase inicial; España, por su parte, ha financiado más de 40 startups, invirtiendo 156 millones de dólares desde 2020 y tiene un crecimiento de 0,7 puntos en la inversión de capital de riesgo en fase inicial.

En lo que respecta al ecosistema insurtech latinoamericano, el primer semestre de 2023 muestra un repunte parcial de la financiación (79 millones de dólares de inversión), aunque bastante lejos del máximo alcanzado hace un año. Esta región levantó una inversión de 239 millones de dólares en 2022.