Tres especialistas en el entorno digital -la insurtech Sharenjoy, el laboratorio de recuperación de datos Lazarus Technology y el despacho de abogados especializado en derecho digital y nuevas tecnologías Letslaw– han firmado un acuerdo para lanzar DIfense, que presentan como “el primer servicio integral de ciberseguridad que protege íntegramente la identidad digital”, un problema que sufren en España en la actualidad una de cada cuatro personas.

DIfense asesora a sus clientes de la mano de Lazarus para proteger sus cuentas y contraseñas de correo electrónico, redes sociales y juegos online contra los ciberriesgos asociados a su pérdida; además, valora la marca digital a partir de un algoritmo patentado por Sharenjoy; recupera las cuentas perdidas y se las restituye a sus clientes. Por último, obtiene las pruebas periciales para que los abogados especialistas de Letslaw puedan ejercer las acciones legales pertinentes para obtener compensación contra los responsables del robo o uso no autorizado de la identidad o marca digital.

Un algoritmo de valoración testado y patentado

“El algoritmo de valoración de activos digitales de Sharenjoy que utiliza DIfense para tasar los euros que vale la marca digital de sus clientes está calculado con base en los avances en gestión de la reputación del Reputation Institute y de Villafañe & Asociados, responsables del MERCO, ha sido testado en el mercado por Francisco Álvarez Cano, socio de Sharenjoy, en varias entidades financieras como Cecabank e Ibercaja a través del servicio FORMS y en la Agencia EFE y Oops Comunicación a través de EFEConsult, y aplica el Valor Actualizado Penalizado (VAP) desarrollado por el profesor Gómez Bezares y su equipo en Deusto”, según explica la insurtech en la nota de prensa de presentación del servicio.

Este algoritmo permite tasar de forma dinámica el valor en euros de cada mensaje de cada red, cada cuenta o la propia marca, tanto personal (influencers, celebridades, gamers, directivos y profesionales de empresas) como de las propias compañías, lo que permite conocer el valor de mercado, como el lucro cesante o pérdida por el robo de la identidad o los usos no autorizados de la misma, base para las acciones judiciales posteriores a su recuperación.