software gestion suitePelayo Seguros ha anunciado una migración completa de su infraestructura de TI a la infraestructura de colocation y cloud privada proporcionada por Equinix. Esta transformación digital permitirá a la aseguradora, según señala en su comunicado, modernizar sus sistemas, actualizar progresivamente el data center y las soluciones de virtualización a medida que evolucione la tecnología y beneficiarse de la escalabilidad, eficiencia y flexibilidad ofrecidas por Equinix.

En concreto, Equinix realizará una migración completa de la infraestructura local de la compañía a la infraestructura de colocation y cloud privada de sus data centers International Business Exchange™ (IBX®) MD2 y MD6, en Madrid. Dentro de esta operación, Equinix mantendrá una parte de la infraestructura crítica legacy de Pelayo en una sala dedicada en cada IBX, mientras que otra parte será digitalizada en su cloud privada geoextendida.

Además, la compañía podrá adaptar los gastos a la demanda del negocio, pasando de un modelo Capex a Opex, desvinculándose de los gastos derivados de mantener una infraestructura física propia y centrándose en aportar valor al negocio desde el área de operaciones y gestión de TI.

La aseguradora también obtendrá acceso al amplio ecosistema de proveedores cloud y de redes a través de la plataforma de interconexión global de Equinix (Platform Equinix), lo que mejorará su capacidad para adaptarse a las necesidades presentes y futuras del negocio.

Eulalia Flo, consejera delegada de Equinix en España, añade que, además, “facilitamos el acceso a un ecosistema amplio para proporcionar nuevos servicios a los clientes finales y mejorar su experiencia”.

Por su parte, Francisco Gómez Alvado, director general de Pelayo, declara que el cambio a una estrategia de alojamiento externo y cloud privado frente a la gestión interna de sus servidores, “es una apuesta de presente y de futuro. Alojar nuestra infraestructura en las instalaciones de Equinix, además de proporcionarnos un gran salto tecnológico, nos permite ahorrar recursos de trabajo en la gestión de la infraestructura virtual y del data center, así como de inversión en la parte del hardware, y destinarlos a aportar mayor valor al negocio”.