precios_primas_tarificacion_fijacion

El 48% de los jóvenes de entre 18 y 24 años se sentirían cómodos con el uso de IA por parte de las aseguradoras. Además, hasta un 36% de los españoles de todas las edades aceptarían el uso de IA para determinar los precios de las primas sin intervención humana, si bien el 39% desearía poder contactar con una persona en caso de no estar de acuerdo con el chatbot, una tecnología, en todo caso, que casi 6 de cada 10 españoles ha utilizado  en los últimos seis meses.

Son resultados para España del Estudio sobre la visión de los clientes de seguros en Europa que acaba de publicar Guidewire, que concreta que 8 de cada 10 españoles querrían disponer de un servicio de alertas que les avisase sobre situaciones que puedan suponer un perjuicio en sus bienes.

Además, los usuarios aceptarían que las aseguradoras recopilasen información incluso en tiempo real para poder ofrecer estos servicios, con cifras que van desde el 21% que aceptaría que se monitorizase si hay algún intruso en su hogar hasta el 30% que aceptaría la monitorización de cañerías para detectar fugas de agua, entre otros. Solo el 18% se negaría a ceder a la aseguradora información de este tipo a cambio de un servicio de alertas, cifra que baja hasta el 6% en las franjas de edad más jóvenes.

“Existe una clara oportunidad de automatización en el sector asegurador, que puede ser más eficiente si introduce, como parte esencial de sus coberturas, servicios proactivos como alertas gracias a la monitorización. Esto ofrecerá un mejor servicio al cliente, al aportar más tranquilidad, y un potencial ahorro de costes derivado de la capacidad de adelantarse a siniestros más graves, al detectarlos al momento de producirse o incluso antes de que se produzcan si además esta sensorización se enriquece con inteligencia artificial”, explica Sebastià Company Mas, Senior Product Marketing Manager para EMEA en Guidewire.

Nuevos modelos de negocio

El estudio también se centra en otros aspectos, como los productos de pago por uso (UBI, por sus siglas en inglés), que implican un cobro únicamente cuando se activa la cobertura de forma temporal. El 26% de los españoles asegura haber utilizado ya algún servicio de este tipo, principalmente porque encaja con su estilo de vida (44%) y porque aportan más flexibilidad (38%). Solo el 27% escoge un UBI basándose en el precio, a pesar de que estos productos suelen ser más baratos que uno tradicional.

Guidewire ha realizado una encuesta a 1.050 personas en España (4.126 personas si se suma a los encuestados en Reino Unido, Francia y Alemania) con una serie de preguntas planteadas a personas mayores de 18 años durante los últimos 12 meses.